Reseña: Hero Realms

Portada Hero Realms

Hace un par de semanas descubrí el juego Hero Realms, un Deckbuilding de Devir. Es un juego para 2 a 4 jugadores.

¿Cómo jugar?

La mecánica del juego es muy sencilla, ya que es otro juego de Deckbuilding o construcción de mazos como puede ser Dominion o Magic. En un primer momento cada jugador comienza con un marcador de vida y un mazo compuesto por 7 cartas de oro, un rubí, una piedra ígnea, una daga y una espada corta. Estas cartas deberán ser barajadas y cada jugador robará de su mazo. El primer jugador roba 3 cartas y el segundo 4. Cada uno de los jugadores posteriores y todos en las siguientes rondas roban 5 cartas.

Además de los mazos de los jugadores encontraremos un mercado formado por 5 cartas y las piedras ígneas.

Jugando a Hero Realms

Jugando a Hero Realms

En cada turno, el jugador usa su mano para bajar un héroe y llevar a cabo su acción, usar un hechizo o acción, comprar o atacar a los héroes o al rival enemigos.

En cuanto a los héroes y hechizos debemos saber que hay cuatro tipo de cartas, cada una de ellas con una función determinada. Las rojas permiten ataques más potentes y limpiar cartas inútiles del mazo. Las amarillas nos permiten recuperar vidas, las azules dan dinero y las verdes ataques y combos.

Todas las cartas de todos los colores permiten combar en alguno u otro sentido (aunque los combos verdes me hayan gustado más) y son precisamente estos combos los que buscaremos a lo largo de toda la partida.

Además, de los héroes debemos saber que se quedan en la mesa una vez pasado el turno. Si el escudo de defensa es de color negro, nos protegerán frente a los ataques de los enemigos, teniendo estos la obligación de acabar primero con nuestro héroe. Además, el daño no es acumulable, teniendo que hacer en una sola jugada el daño igual a la defensa de nuestro héroe.

En cuanto al resto de cartas, sólo hemos de poner nuestra mano encima de la mesa y ejecutar las acciones que vienen detalladas en las cartas. En cuanto a esto es un juego muy fácil de aprender, ya que viene muy bien explicado.

Un jugador sólo puede atacar a los héroes o al rival que se encuentre a su izquierda. Ganará el jugador que derrote a los demás.

Mis consejos

Combar lo máximo posible, pero sin centrarse en comprar sólo las cartas de un color.

En cuanto tengamos ocasión, eliminar las cartas de oro. Al principio son una gran ayuda para comprar y hacernos nuestro mazo, pero luego son un estorbo.

Aunque pueda parecer muy difícil, es un juego muy rápido y no conviene planificar en exceso ni con mucha previsión.

Cosas buenas: La edición en español, como he dicho, está muy bien explicada. Las cartas son estéticamente una pasada y además (esto me encanta) la caja viene con sitio de sobra para que podamos enfundar nuestras cartas y seguir utilizándola.

Cosas malas: Cuando le estás pillando el gustillo a la partida se acaba, y como que fastidia un poco.

 

Nota de Carmen: Un 8.5

 

Creo que no me dejo nada, pero si tenéis alguna duda estaré encantada de responderla en los comentarios.

 

Un saludo, ¡y hasta dentro de dos semanas!

Bookmark : permalink.