5 años de Ponyville: De principio a Fin

5 años de Ponyville

Pues sí, ya van  5 años de Ponyville. Y parece que fue ayer cuando empezamos. Antes de empezar a leer, esto NO es un comunicado oficial consensuado por la Junta Directiva, sino es una opinión personal por una persona que lleva muchos años en esto y solo quiere echar tierra al pozo contar su experiencia personal.

Por aclarar, la asociación se constituyó en noviembre de 2013 como tal (concretamente en el Salón del Manga de Andalucía en Granada), pero no fue hasta febrero 2014 cuando empezamos a  realizar actividades propias. Desde diciembre, que comenzamos con toda la documentación que conlleva (no es moco de pavo) y a trabajar en la web, hasta febrero fue un trabajo interno nuestro. Fueron muchas horas reunidos, muchas horas por TS discutiendo, y muchas horas de correos electrónicos y skype.

Image may contain: 6 people, people standing and shoes

El principio fue duro. La idea era sencilla. Nos reunimos gente con experiencia en asociaciones juveniles de distintos sectores y ámbitos, para crear un proyecto común para poder unir a todos. Sin más. En aquella época, había una gran cantidad de colectivos con actividades afines, pero por gilipolleces entre ellos siempre estaban todos divididos (como Podemos, exactamente igual). Lo que creíamos que sería un nexo de unión, solo fue otro motivo más para el odio. Partiendo de las acusaciones de que creamos la asociación con documentación robada (los “robamos” de la web de la Junta de Andalucía) o que creamos la asociación por puro despecho para fastidiar (mejor reír que llorar). La parte fácil de esto es que ya teníamos contactos. Conocíamos a la gente del sector, y fue bastante sencillo coger el teléfono y llamar a unos y otros para presentar el proyecto. Hasta que despegó.

La idea de las Convivencias Lúdicas Jienneses sonó pronto, casi tan pronto como la formación y fue nuestra gran meta. En Marzo comenzamos las primeras reuniones (Junta de Andalucía, Diputación, Ayuntamiento e Inturjoven). Queríamos dar ejemplo. De la misma manera que queríamos aglutinar a todos los colectivos, pensamos que deberíamos contar con todas las administraciones antes. Y lo conseguimos. Muchas reuniones, muchísimas. Muchísimos escritos. Mucho trabajo interno. Muchísimo correo electrónico. Casi exigía una dedicación absoluta. Era prácticamente un trabajo. En aquella época, yo estaba trabajando por las mañanas y estudiando por las tardes. Tei trabajaba por las tardes y estudiaba por las mañanas. Kidi necesitaba dedicación absoluta para sus estudios. El tiempo del que disponíamos era asindótico hacia 0.

Pronto comenzamos a contar con más gente en la Junta Directiva y más gente se sumó al carro de los Putos Ponys de Mierda. El proyecto cada vez era más sólido y consistente. Pero nos quedaba lo más difícil: conseguir fondos. Lo fuimos intercalando con otras colaboraciones y eventos propios. En este año de preparación nos recorrimos Andalucía de eventos buscando ampliar la publicidad y conseguir fondos. En serio, era un trabajo. Nos ofuscabamos si no conseguíamos los beneficios que necesitamos, porque un euro menos era un euro que nos alejaba más de las convivencias.

 

El evento llegaba, pero el dinero no. Teníamos un presupuesto bastante grande para el evento (aproximadamente 3.000 €), pero no el dinero. Muchos patrocinadores pusieron bastante dinero (casi 5.000 € en total en material y premios). Pero nadie nos quería adelantar el dinero que necesitábamos sí o sí. Al montón de reuniones que manteníamos, se sumaron las reuniones con los bancos, cajas de ahorro y más organismos. Se aumentaron las reuniones con las administraciones para meter presión por el dinero. El evento lo financiamos finalmente entre la JD. No recuerdo exactamente la cantidad, pero unos 700 € puse yo de mi bolsillo.

No photo description available.

Llegó el evento. Fue muchísima la gente que vino. Tanto de personas que se inscribieron, como personas que se pasaron a mirar. Vinieron responsabilidades políticas. Periódicos, radio, televisión. Completamos aforo del salón grande. Mucha gente nos dio la enhorabuena por lo que habíamos hecho. Bastante gente nos dijo que se aburrieron y no les gustó. Otros nos dejaron cosas a mejorar. Para mí, no fue suficiente. Conseguimos el presupuesto de medio salón del manga de Jaén, y una cuarta parte de un Ficzone. Y ni por casualidad llegamos al aforo de medio salón del manga o un cuarto de Ficzone. A día de hoy no tengo el suficiente agradecimiento a Aniki y a Jona personalmente por toda la ayuda, fueron ellos los que hicieron posible todo. Fueron las manos del evento.

¿Mi experiencia en el evento? Horrible. La peor que recuerdo en un evento que hemos organizado. Tuvieron que sacarme del evento con un ataque de ansiedad. Me tuvieron que subir a la habitación a que llorara por impotencia. Jamás en la vida me había pasado algo así. Después de nueve meses gestando el evento, no venía la misma implicación de la gente que había trabajado. Cogí gripe en el evento, y estuve con 40 de fiebre al pie del cañón mientras a los demás no parecía importarle demasiado. Y después vinieron los comentarios negativos al evento de gente que NO visitó el evento. Sin embargo, significó también el inicio de una amistad, y se nos animó a lanzar la segunda edición. Y aquí comenzó realmente Ponyville. Pero no se esperaba nadie que 5 años de Ponyville después iba a ser todo tan distinto.

Image may contain: 2 people

Una nueva Junta Directiva dispuesta a trabajar para conseguir una segunda edición. Todos aseguraron estar dispuestos a ayudar para hacerla más grande aún que la anterior. Sabía que esto era mentira, pero me lo creí. De cerca de 10 personas que formamos la JD, para mi fue un alivio saber que al menos la mitad se implicó. Ya son bastante más que el año anterior. El evento se planteó de otra forma totalmente diferente, y no todos coincidimos. Funcionábamos bien, pero pasó como todo: acabamos hartos. Diferentes opiniones generaron diferentes “bandos”, que pasó a lo personal, y acabó todo lo mal que se esperaba que acabase. Nos acabamos peleamos por gilipolleces. Estas personas saben quienes son, y desde aquí lo único que quiero decir es que lo siento, aunque no sirva de nada.

Image may contain: 13 people, people smiling

El siguiente gran error fue realizar la tercera edición. Nunca debieron existir, y mucho menos llamarse Convivencias. Se propuso cambiar las fechas a verano, porque toda la gente podría asistir. Sabía que no, pero total, de perdidos al río. Un poco más y no nos presentamos ni nosotros mismos al evento. Fue desastroso. Eso sí, nos lo pasamos todos mejor que en ninguna.

Organizadores de la última edición

A partir de aquí, nos crecieron los enanos.  Hubo un colectivo de cuyo nombre no quiero acordarme que calificó la ubicación de las primeras convivencias de horrible. Pues ahí llevas Mari Carmen. Otro de los comentarios es que el formato de “convivencias” no era factible realizarlo en Jaén. Pues toma jeroma, pastilla de goma. Además de que, casualmente, justo después de realizar nosotros la primera edición del evento, las empresas vieron factible realizar un salón del manga en Jaén. ¿Casualidad? Yo creo que no, lo bueno tiende a imitarse. Lo cual para mi es un halago.

¿Que qué pasa a día de hoy? Es muy sencillo. No disponemos de personal. Lo que queda de Junta Directiva está repartida por la geografía española. En Jaén solo quedamos dos personas. Yo trabajo por las mañanas. Cloud tiene clases por las tardes. Los fines de semana no disponemos de nuestro despacho. Nuestra sede social “cerró”. No tenemos ya ganas de irnos a un parque. Tampoco ganas de hablar con ninguna cafetería/tienda para que nos cedan un espacio para que con suerte se presenten 6 personas. Las colaboraciones en eventos, más de lo mismo. Las últimas que hemos asistido, hemos ido 3 personas. No es factible. Tras 5 años de Ponyville, nos encontramos con una rampa que no somos capaces de subir.

La gente joven se está interesando recientemente, y posiblemente un nuevo grupo de gente en los próximos meses retome la actividad realizando eventos de videojuegos en la universidad. En mi ya vejez, tengo ya una edad como para ponerme en grupo de 15 niños que no se han duchado a jugar para ver quién la tiene más grande y ha perdido más horas buscando el taimin con un pj. Mis días de eso se acabaron ya (para bien o para mal). Con lo que a mi respecta, tengo una buena lista de partidas de rol preparadas para jugar. También tengo juegos de mesa prácticamente sin estrenar. Solo necesito gente que me de motivación. Y los amigos de Ludere Aude me dieron recientemente un nuevo enfoque, aunque por desgracia no la motivación.

Si alguien ha llegado leyendo hasta aquí, lo primero es agradecerle que haya leído el libro que he escrito. Lo segundo es pedirle por favor que me comente (tanto por aquí, como por privado si lo prefiere) todo lo que opina al respecto. Y en tercer lugar, desear que dentro de otros 5 años de Ponyville pueda seguir aquí, y lo sigamos recibiendo con los brazos abiertos igual que ahora.

Gracias por estar ahí.

Un saludo, salud y república.

Bernardo Dia Reya

Formación original

Bernardo dia Reya

Acerca de Bernardo dia Reya

¿Qué que soy sin la presidencia? Un genio, un millonario, un playboy, un filantropo... Sin contar que soy fan de los animes con humor absurdo de los 90, de los buenos juegos de mesa y de Nintendo.
Etiquetado , .Enlace para bookmark : permalink.